Como planificar tu ruta por carretera

 

Algunos dicen que lo realmente importante de un viaje no es el destino, sino el trayecto en sí.

A continuación nuestros consejos para poder planificar lo mejor posible nuestro viaje y no encontrarnos imprevistos durante el camino:

 

1 – Definir el destino

Parecerá obvio, pero evidentemente el primer punto a tener en cuenta es donde queremos ir. Una vez tengamos definida la destinación final de nuestro trayecto, podemos empezar a planificar nuestro viaje utilizando herramientas como Google Maps, Guía Michelin, Waze u otros como menos conocidos Roadtrippers.

Algunas herramientas ofrecen información más detallada que otras, pero todas nos darán una aproximación del tipo de viaje que vamos a realizar, tiempo del trayecto, lugares cercanos, rutas alternativas o incluso coste aproximado del desplazamiento.

 

2 – Comprobar el estado del vehículo

Ya sea en coche, en moto, autocaravana, camper o remolque caravana, tenemos que asegurarnos que el estado de nuestro vehículo es el correcto para realizar el recorrido, contamos con la inspección técnica favorable y la cobertura en caso de accidente o avería al día.

 

3 – ¿Qué vamos a llevar?

Volvemos a lo obvio, ¿pero cuantas veces nos ha pasado que hemos tenido que volver después de dejarnos algo?

Aparte de servirnos para asegurarnos que no perdemos tiempo innecesario, definir qué es lo que vamos a llevar nos servirá para optimizar nuestro viaje y, en su defecto, reducir los costes del trayecto, tanto en tiempo como en dinero.

 

3 – Puntos de suministro y zonas de descanso

¿Vamos a realizar un viaje largo? Entonces conviene planificar las paradas que vamos a hacer teniendo en cuenta que se recomienda parar cada 2 horas conducidas.

También, llevar una aproximación de cuáles son los puntos de suministro de carburante que vamos a encontrar en el camino, nos servirá para adaptar la ruta en caso de que sea necesario, y reducir el riesgo de quedarnos sin combustible en una área despoblada.

Recomendamos Smartfuel APP – Repostar Gasolina para saber siempre donde tienes un punto de suministro habilitado para pagar desde el móvil, sin necesidad de bajar del vehículo y con algo de descuento para ahorrarnos un poquito más en el desplazamiento.

 

4 – Previsión del tiempo

Antes de salir de casa o del lugar donde nos estemos hospedando, es muy importante tener siempre en cuenta el tiempo y el estado de las carreteras para así prevenir riesgos innecesarios. Si ves que el tiempo no acompaña justo por donde tenías planeado pasar, o hay cortes en la circulación, mejor buscar una ruta alternativa o esperarnos siempre que nuestro horario lo permita.

 

5 – Disfruta tanto como puedas y presta atención a la carretera

Ya está, tenemos nuestro viaje planificado y es hora de salir a la carretera, así que allá vamos.

Recuerda obedecer todas las normas de seguridad vial y no exceder los límites de velocidad. No tan solo estás poniendo tu vida en juego, sino también la de los demás.

Ahora tan solo a sentarse, poner música y… ¡disfrutar del viaje!